Curso dictado por la Dra. Teodora ZAMUDIO

 

Tepezcohuite (o Topescohuite) de Chiapas

 

Presentación | Proyecto de investigación | Presupuestos & Condiciones de contorno | Hipótesis iniciales | Glosario | Ejercicios | Videos

   

Imprimir esta página

Filiación
Embriones
Dilema laboral
Patrimonio genético
Terapia genética
Economía y transgénesis
¿Descubrimiento o Invención?
Tepezcohuite (o Topescohuite) de Chiapas
Epibatodopes tricolor
Etno-bio-diversidad
Contrato de acceso

¿Se vulneraron derechos?

 A partir de una serie de eventos catastróficos sucedidos en México en la década de los años 80 (erupción del volcán Chichonal, Chiapas, en 1982, explosión de gas en San Juan Ixhuatepec, Estado de México, en 1984, el terremoto de México, en 1985 y de un accidente aéreo ocurrido entre la Ciudad de México y la de Toluca, Estado de México, en 1986) y de varios programas de televisión, surgió un gran interés por las propiedades medicinales de la corteza del "tepescohuite". Las autoridades recurrieron entonces al tepezcohuite para tratar las quemaduras, por consejo del Dr. León Roque, quien había crecido en Chiapas y conocía sus propiedades y uso tradicional. Actualmente, existe en el mercado una gran variedad de productos medicinales y cosméticos; no obstante, su uso es completamente empírico y popular, por lo que instituciones de carácter científico y académico, tanto mexicanas como extranjeras, han llevado a cabo diversas investigaciones enfocadas principalmente a los aspectos farmacológicos y citotóxicos de esta especie, así como al conocimiento de los constituyentes químicos de la corteza, única parte de la planta que se utiliza en el tratamiento contra heridas y quemaduras.

El así llamado ‘árbol de la piel’ o tepezcohuite (Mimosa tenuiflora), es un árbol espinoso muy difundido, se localiza en México (estados de Oaxaca y Chiapas), Guatemala, Honduras, El Salvador, Nicaragua, Panamá, Colombia, Venezuela y Brasil. Pero es sólo en zonas muy localizadas de Chiapas, Méjico, donde esta especie presenta propiedades curativas.

Producto

Uso regional

Madera

Combustible (leña y/o carbón) y para la construcción de cercas, alrededor de terrenos de cultivo, de corrales y delimitando potreros y en postería.

Planta viva

Construcción de cercas vivas y como cultivo alternativo, protegiendo terrenos de cultivo y, rara vez, potreros o alternando terrenos de cultivo, principalmente de maíz, con terrenos de "tepescohuite".

Infusión         Polvo y/o pomada

Uso Medicinal: - Para lavar heridas, se mezcla la corteza con agua y se deja hervir hasta quedar muy concentrada; se puede utilizar remojando vendas o trapos para utilizarlos como compresas o apósitos en heridas superficiales de la piel y en caso de escoriaciones de la boca, paladar, encías, etc., ya que pueden hacerse gárgaras o "buches". - Contra parásitos o problemas gastrointestinales. - Se puede utilizar en heridas superficiales de la piel o en quemaduras.

Taninos

Peletería y tinción de telas.

Producto

Uso comercial

Polvo

Contra quemaduras de segundo y tercer grado, supuestamente suprime rápidamente el dolor y cicatriza sin dejar huella. Sin embargo, se ha observado que en quemaduras muy severas (tercer grado) el polvo se humedece al contacto directo con los tejidos dañados y el suero, formando una cubierta negra impermeable, debido a que la corteza contiene gomas, cristales y taninos, además de microorganismos que pueden contribuir a causar infecciones. Esta cubierta impide la oxigenación y, por tanto, la cicatrización de quemaduras profundas.

Jabón

Contra todo tipo de dermatosis, elimina el acné, manchas, arrugas y estrías del embarazo.

Pomada

Contra quemaduras leves, afecciones de la piel, manchas, hongos (simple y zoster) y herpes.

Extracto

Contra alergias, eczemas, cicatrices y como tónico capilar.

Cápsulas

Contra padecimientos internos como hiperacidez, gastritis, úlcera péptica y duodenal, colitis, hemorroides y migraña.

Talco

Para después de afeitarse y en el tratamiento de reacciones alérgicas, erupciones, salpullido y rozaduras.

Champúes

Para todo tipo de cabello, fortalece el cuero cabelludo, evita la caspa y la caída del cabello.

Chicles

Contra la acidez estomacal, migraña, dolor de muelas e infecciones en la boca.

Crema humectante

De día y de noche, regenera la piel y desvanece las líneas de expresión.

Crema con colágeno

De día y de noche, regenera la piel, desmancha y evita las arrugas.

Fuente: Camargo-Ricalde, Sara Lucía

 La corteza tostada del tepezcohuite fue usada por los mayas para el tratamiento de las lesiones cutáneas, y en esa región todavía sigue siendo empleada por su particular eficacia en el tratamiento de quemaduras.

Los textos antiguos y recientes que se revisaron fueron el Manuscrito de Martín de la Cruz ("Códice Badiano", 1552); la "Historia de las plantas de la Nueva España" de Francisco Hernández (siglo XVI), el "Códice Florentino" de Fray Bernardino de Sahagún (siglo XVI); "Las plantas medicinales de México" de Maximino Martínez (1969); diversas publicaciones de sociedades e instituciones científicas como "La Naturaleza" (1894-1910) de la Sociedad Mexicana de Historia Natural, los Anales del Instituto Médico Nacional (1894-1912) y "La Farmacopea Mexicana" (1904-1952) de la Sociedad Farmacéutica Mexicana; así como el banco de información de NAPRALERTSM (Natural Products Alert) del Departamento de Química Médica y Farmacia, del Colegio de Farmacia de la Universidad de Illinois en Chicago.

Cabe señalar que, aunque en México existe una rica tradición en herbolaria y una medicina tradicional muy arraigada, no se han encontrado referencias sobre el uso medicinal del "tepescohuite" por grupos indígenas prehispánicos. Camargo realizó entrevistas directas con la gente, registrando los usos regionales actuales de M. tenuiflora (ver cuadro), de los cuales, algunos ya habían sido señalados por Sánchez-León (1987); sin embargo, hay que mencionar que los usos populares del "tepescohuite" se conocen de manera tradicional reciente en los grupos "mestizos" contemporáneos y, a partir de 1986, se han "redescubierto", comercializado y difundido a nivel mundial.

Tampoco se encontró ningún dato o registro del uso medicinal del "tepescohuite" por los grupos indígenas localizados en o cerca del área de distribución actual de esta especie en México como los Zoques (en el N-NO de Chiapas y E-NE de Oaxaca), los Mixes y Popolocas (al E, NE y SE de Oaxaca), los Huaves (en la región E de Tehuantepec y al S del Istmo de Tehuantepec, Oaxaca) y los Zapotecos (en Tehuantepec y en el centro del estado de Oaxaca). El único antecedente del uso medicinal de esta planta es la referencia en la etiqueta de un ejemplar botánico del estado de Chiapas (M. Sousa et al. 6647) que se encuentra depositado en el Herbario Nacional (MEXU), en la que señala "la cáscara se hace polvo que seca heridas".

En 1986 el Dr. León Roque registró en Méjico una solicitud de patente sobre el polvo obtenido de la corteza tostada del árbol del tepezcohuite. En 1989 obtuvo en Estados Unidos una patente (US 4.883.663) por el mismo polvo. En 1992 Jacques DuPoy de Guitaard y Julio Tellez Pérez obtuvieron una patente en Estados Unidos (US 5.122.374) por el ingrediente activo de la corteza del tepezcohuite y también por un método para extraerlo y aislarlo por medio de solventes, más el uso de esos extractos en compuestos farmacéuticos. En ambos casos también se solicitaron patentes en Europa.

La patente del Dr. León Roque sobre el polvo del tepezcohuite describe su uso tradicional y añade su esterilización. Sin embargo se sigue comercializando informalmente. En muchas ocasiones las etiquetas de estos productos no cuentan con los datos del fabricante ni del registro ante la Secretaría de Comercio y Fomento Industrial (SECOFI) o de la Secretaría de Salud (SS).

La suma de estas características, en correlación con la elevada producción de frutos, la gran capacidad de germinación de sus semillas en un amplio ámbito de tolerancia a la temperatura, su germinación rápida, el tamaño pequeño de sus semillas y el rápido crecimiento de sus plántulas, demuestran la gran potencialidad de dispersión y establecimiento de esta especie; asimismo su gran tolerancia a la tala y a las quemas.

Cabe señalar que la potencialidad del uso de M. tenuiflora va más allá del aspecto medicinal, ecológico y agroforestal. Lozoya et al. (1995) describen el primer experimento, a nivel mundial, de transplante de tejido de una planta superior a un hospedero animal al introducir "callos" de M. tenuiflora en el tejido subcutáneo de ratas. Los autores discuten la relevancia de este hallazgo; por primera vez células en cultivo de plantas superiores sobrevivieron en un ambiente animal, sugiriendo la posibilidad de utilizar farmacológicamente una técnica que proponen denominar transplantes "inter-regni".

Bibliografía consultada

Camargo-Ricalde, Sara Lucía. Descripción, distribución, anatomía, composición química y usos de Mimosa tenuiflora (Fabaceae-Mimosoideae) en México

Publicaciones citadas por Camargo-Ricalde: Uphof 1959, Vogt 1969, Diebold en: Vogt 1969, Foster en: Vogt 1969, Nader en: Vogt 1969, Altschul 1975, Díaz 1976, 1977, Covarrubias 1980, Zizumbo y Colunga 1980, y Siri von Reis y Lipp 1982 Lozoya et al. 1989, Meckes-Lozoya et al. 1990a, 1990b, 1990c, Villarreal et al. 1991, 1993, Jiang et al. 1991a, 1991b, 1992, Heinrich et al. 1992, Anton et al. 1993

Lozoya X; Navarro V; Arnason JT et al., Evaluación experimental de Mimosa tenuiflora (willd.) poir. (Tepescohuite) I. Screening de las propiedades antimicrobianas de los extractos de la corteza. Arch-Invest-Med-Mex, 20, 1: 87-93, 1989 Ene-Mar.

Lozoya, X., I. Madrazo, G. Guizar, M. L. Villarreal, I. Grijalva, H. Salgado, E. Boijseauneau, A. Ibarra, C. Arias-Castro & M. A. Rodríguez-Mendiola. 1995. Survival of cultured plant cells grafted into the subcutaneous tissue of rats (preliminary report). Arch. Med. Res. 1: 85-89.

Merckes-Lozoya M; Lozoya X; González JL et al., Efecto producido por la fraccion de alcaloides de Mimosa tenuiflora (tepescohuite) sobre el reflejo peristaltico del ileon del cobayo Arch-Invest-Med-Mex, 21, 2: 171-4, 1990 Abr-Jun.

Merckes-Lozoya M; Lozoya X; González JL, Propiedades farmacologicas in vitro de algunos extractos de Mimosa tenuiflora (tepescohuite), Arch-Invest-Med-Mex, 21, 2: 163-9, 1990 Abr-Jun.

Palacios C; Reyes RE; López Martínez R et al., Efectos cicatrizante, antibacteriano y antimicotico del tepescohuite en animales de experimentacion ", Rev-Invest-Clin, 43, 3: 205-10, 1991 Jul-Sep


Pro-Diversitas 
Editorial Digital
ISSN 2362-6518